La representación importa: El Caso Batman Lego

Vivimos rodeados por medios de comunicación de todo tipo, los antiguos y clásicos y los nuevos e irreverentes. Vivimos en un mundo en el que todos tenemos miles de herramientas para comunicarnos, y en el que la información nos bombardea, sea esta cierta o no.

El mundo en que nuestros niños están creciendo está lleno de circunstancias diferentes  a las nuestras, o tal vez no diferentes, sino magnificadas; lo que antes era un broma entre niños, ahora se vuelve viral en redes, la imagen de la Barbie que recibe una niña, es reforzada por miles de fotos en Instagram de chicas “perfectas”.

En este panorama es necesario implementar otras estrategias para ayudarles a pasar por conflictos propios de la niñez y la adolescencia, porque el impacto de las antiguas ya no es suficiente. Y probablemente una de las mejores es la representación cultural.

La representación cultural es la forma en que diferentes aspectos de la cultura (costumbres, religiones, géneros) son mostrados a través de los diferentes medios  de comunicación. Cuando asociamos a Paris con el amor, y a China con el Kung Fu es porque esta es la manera en que nos han mostrado que es.

A través de lo que se consume, se van desarrollando ideas sobre lo que “debería ser”, apoyándose en estereotipos, siendo realmente difícil cuando no encajas con la imagen popular, como puede sucederle a muchos, porque en realidad, ¿cuántos encajan?

Y los niños son especialmente sensibles a esto ya que las experiencias que vivimos en la edad temprana pueden ayudar a formar lo que haremos y creeremos en la vida adulta.

Es por eso que disfrute mucho la trama de la película “Batman: Lego”. Desde los trailers podemos ver que la vida de Batman no es tan genial como parece: a pesar de ser el héroe amado de Ciudad Gótica, Batman es probablemente el menos popular de los Superhéroes de la Liga de la Justicia. Y además, está solo.

No importa que sea una película ubicada en el publicitado mundo de los superhéroes, “Batman Lego” es en realidad sobre las relaciones, tu relación contigo mismo, tus amigos, tu familia y hasta tus adversarios.

Y es genial, porque el alcance de este tipo de películas es gigantesco, y que además se hayan tomado la molestia de incluir una historia más profunda a lo que vemos habitualmente, es realmente fantástico. Adicionalmente, el doblaje cuenta con talentos locales de los diferentes países de Latinoamérica, y ¿qué mejor manera para un colombiano de sentirse representado, que escuchar a Batman decirle a Robin, “parce”?

Es importante recordar que la película fue clasificada como “Guía Parental”, lo que significa que es necesaria la orientación de los padres, ya que el contenido podría no ser adecuado para los niños, en este caso en particular por la presencia de humor negro, como puede verse en la escena en la que Robin escoge su traje de superhéroe. Así que papás, estén preparados para conversar sobre cualquier inquietud que puedan tener los niños después de la película.

Sin duda, muchos podrán sentirse identificados con Batman, y su dificultad para relacionarse. Y si no, pues seguramente conocen a alguien que sí, por lo que esta película puede ayudar a entenderlo mejor.

El mundo real no es tan optimista y perfecto como lo muestra Superman, sin duda, Batman contribuye a representar otro aspecto de la vida, no tan brillante ni alegre.

Habiendo dejado esto claro, ¡estamos listos para seguir a Batman: Lego y aprender unas lecciones de vida en el camino!

P.D: ¿Te interesa ayudar a desarrollar las habilidades emocionales y sociales de tus niños? La representación importa, y aquí hay algunas maneras de hacerlo:

  1. Aprendan acerca de su propia cultura, y hablen al respecto.
  2. Conozcan la comunidad en la que viven, ¿cuáles cosas son importantes?, ¿qué valores son especiales?, ¿cómo se relacionan con las culturas que vivieron anteriormente?
  3. Discutan sobre los estereotipos en los medios y en el mundo.
  4. Asegúrate de ver en casa y clase películas que muestren diferentes culturas y formas de ver el mundo.
  5. Mira alrededor, ¿la decoración de la casa o el salón refleja diferentes gustos o sólo los típicos asociados a niños y niñas?
  6. Asegúrate que las estrategias pedagógicas o los patrones de crianza se adaptan a las diferencias entre los niños.

La representación importa. Lo que mostramos a los niños como positivo o negativo ayuda a modelar sus expectativas sobre sí mismos, y sobre los demás. Cumplamos con nuestra parte para hacer de este mundo un lugar inclusivo.

Guardar

Guardar

¿Preguntas? ¿Comentarios? Comienza la discusión en forum.geektherapy.com